Coca-Cola y Pepsi lavan su cara

coca-cola-pepsi_tinima20161010_0119_20

Un nuevo estudio publicado en el American Journal of Preventine Medicine detalla que los dos principales fabricantes de bebidas azucaradas a nivel mundial financiaron en EE.UU. a 96 organizaciones que tienen un importante papel en la promoción de hábitos saludables y la lucha contra la obesidad o la diabetes. Estas enfermedades son potenciadas por el alto consumo de azúcares. El objetivo, según la revista científica de la Asociación de Medicina Preventiva de EE.UU., era limitar las críticas científicas a los refrescos y restar apoyos a las leyes que limitan su consumo.

La Asociación de Diabetes de EE UU, la Fundación de Investigación de la Diabetes Juvenil o la Sociedad Americana de Cáncer figuran en la relación de entidades receptoras de fondos. En ella también se encuentra la mayor asociación de médicos del país, la AMA, la Cruz Roja, o incluso el Centro de Control de Enfermedades, la principal agencia del gobierno estadounidense que vela por la promoción de hábitos sanos.

Epidemia mundial

“Nos hemos centrado en EEUU, pero el número de entidades que reciben fondos de estas dos empresas en todo el mundo debe ser mucho más alto”, explica Daniel Aaron, investigador de la Facultad de Salud Pública de la Universidad de Boston y coautor del estudio.

La investigación resalta el caso de la ONG Save the Children, que apoyaba los impuestos a los refrescos, pero que dejó de hacerlo en 2010 después de recibir más de cinco millones de dólares de Coca-Cola y PepsiCo en 2009.

Entre 2011 y 2014, Coca-Cola gastó de media más de seis millones de dólares (unos cinco millones de euros) al año en este tipo de acciones. PepsiCo gastó tres millones y la Asociación de Bebidas de EE UU, un millón, según el estudio de la American Journal of Preventine Medicine.

Los que no aceptan financiación

Hay un polo opuesto. En este, están órganos como la Academia de Dietética y Nutrición o la Academia de Pediatría de EE.UU., que rechazaron cualquier tipo de inyección económica procedente de Coca-Cola y PepsiCo.

Los autores del trabajo hacen un llamamiento al resto de organizaciones relacionadas con la salud que están en la lista y les invoca a hacer lo mismo.

Similitud con las tabaqueras

La industria del azúcar y los mayores productores de refrescos del mundo –con dosis elevadas endulzantes- viven una situación similar a las tabaqueras hace décadas. El mundo sufre una epidemia de obesidad y de bebidas azucaradas cuyo causante es el adoctrinamiento del consumo de azúcar en sus múltiples versiones.

Cada lata de refresco convencional contiene 40 mg de azúcar, bastante más de los 25 diarios considerados ideales por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

 Adicción a los refrescos

El consumo de refrescos aumenta, llegando a límites de adicción como ocurre, por ejemplo, en México. Ante esta grave situación, algunos países han creado impuestos contra estas bebidas y otros barajan incluir mensajes de alerta. Avisos similares a los que se muestran en los paquetes de cigarrillos.

La industria ha respondido con un presupuesto millonario para lavar su imagen, aunque el alcance de estas prácticas está mucho menos explotado que en el caso del tabaco.

Coca-Cola y Pepsi lavan su cara

Coca-Cola y PepsiCo destinan millones de dólares a evitar que sus nombres queden vinculados a los, cada vez más, crecientes índices de obesidad. Juegan en otra liga y, aunque son eternos rivales, ambos pueden gastar ese dinero en limpiar su imagen y están de acuerdo en hacerlo.

Fuente: teinteresa.es

5 comentarios sobre “Coca-Cola y Pepsi lavan su cara

  • el 11 octubre, 2016 a las 8:50 am
    Permalink

    Es una buena estrategia de cara a las relaciones publicas, pero en mi opinion un tanto hipocrita. Por poner un ejemplo, ya que aparecen las tabaqueras, es como si una marca de tabaco financiase a organizaciones contra el cancer de pulmon.
    Es como aceptar una especie de soborno, las organizaciones que aceptan la financiacion de Coca-cola y Pepsi estan admitiendo que en realidad los productos de esas empresas no son tan malos para el consumo. Esa financiacion deberia ir acompañada de una reducción del volumen de azucar en sus productos a unos niveles saludables, asi no olería tan mal esta práctica.

    Respuesta
  • el 11 octubre, 2016 a las 11:01 am
    Permalink

    Interesante !
    Gracias porls información Jose Miguel.
    Saludos

    Respuesta
  • el 12 octubre, 2016 a las 5:55 pm
    Permalink

    Tanto Coca-Cola como Pepsi según un estudio financiaron a unas 90 organizaciones de EE.UU que desempeñan un papel importante a la hora de promocionar hábitos saludables o emplearse en la lucha contra la diabetes y la obesidad.
    A simple vista creemos que estas dos marcas lo hacen para tener una imagen más saludable de cara al mundo.Lo que no sabían es que al aceptar la financiación las organizaciones de la salud están participando en la campaña de marketing de ambas empresas.
    Entonces a la conclusión que quiero llegar es si tanto Coca-Cola como Pepsi hacen esto por tener una imagen saludable de cara al mundo o lo hacen con la intención de promocionar ambas marcas.

    Respuesta
  • el 13 octubre, 2016 a las 4:30 pm
    Permalink

    Frente a la amenaza de las enfermedades, muchas empresas de alimentación tienen que transformar. Además, ahora más personas prestan más atención a la salud. Las empresas necesitan hacer relaciones entre productos y salud o hacer algo para soportar la promoción de hábitos saludables.
    Estoy un poco confundida de que, después de las empresas como Coca cola y Pepsi participan en”las actividades de salud “¿Cómo ellos mantienen los beneficios? Estos actos son para mejorar el imagen o para contribuir a la sociedad. Según mi opinión, estoy muy adecuado de financiar los organizaciones relacionadas con la salud. La más importante es la persona dispone de la conciencia de mantener la salud y la poner en acción. Todas las partes de la sociedad necesitan participar en esta actividad, no sólo el gobierno, las empresas, los organizaciones, sino nosotros mismos.
    ZHU SHI BAO (Paula)
    Alumna del Marketing y servicios internacional

    Respuesta
  • el 19 octubre, 2016 a las 8:19 pm
    Permalink

    Yo creo que sería justo indicar que tanto Coca-Cola como Pepsi tienen en el mercado a disposición de todos los consumidores refrescos sin azúcar, por lo que cada consumidor puede comprar con absoluta libertad si quiere un refresco con o sin azúcar. Si uno de los factores del aumento del número de personas que sufren obesidad y diabetes es el consumo de azúcar, el aumento de impuestos quizás debería ir más allá de las bebidas azucaradas y englobar a todos los productos que tengan altos contenidos de azúcares. El gravar el consumo de bebidas azucaradas con un aumento de impuestos posiblemente reducirá su consumo y disminuirá la ingesta de azúcares, pero creo que también sería positivo reducir el precio de las frutas y las verduras para contribuir a una alimentación saludable.
    La realización de donaciones de fondos por parte de estas empresas a diversas entidades creo que debe ser bienvenida debido a que gracias a estos fondos es posible que estas entidades financien por ejemplo estudios para investigar la cura del cáncer.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.