El imperio Ikea

Ya nadie se hace el sueco cuando escucha la palabra Ikea. Justo cuando se cumplen 75 años de la apertura de la primera tienda, estas siglas formadas por la combinación de la primera letra del nombre de su fundador, Ingvar Kamprad, la granja donde creció – Elmtaryd- y el pueblo donde se ubicaba ésta, -Agunnaryd-, no solo conforman la mayor firma global de muebles, sino que sus productos han conseguido penetrar en un porcentaje considerable de hogares en todo el mundo.

Al igual que muchas otras grandes ideas, el origen de este imperio surge cuando Kamprad, -de tan solo siete años de edad-, se da cuenta de que puede comprar cerillas al por mayor a muy bajo precio, para ofrecerlas posteriormente, a una cuantía baja pero obteniendo un buen beneficio. Una estrategia que funcionó y por eso amplió a las semillas, postales, plumas y bolígrafos.

Y siguiendo esta estela, decide embarcarse en la aventura del emprendimiento. Los empaquetados en poco espacio, un hecho que reduce considerablemente los costes de transporte, unido a la filosofía ‘hágalo usted mismo’ resultaron muy bien acogidos entre los consumidores hasta el punto de que en sus bodas de titanio, la marca ha facturado más de 34.000 millones de euros y cuenta con 149.000 empleados repartidos en todo el mundo de manera dispar.

A cierre del su último ejercicio fiscal, que abarca desde el 1 de septiembre de 2016 al 31 de agosto de 2017, la multinacional contabilizaba un total de 355 establecimientos distribuidos en 29 países, concentrados principalmente en Europa, donde cuenta con 256. La primera tienda que su fundador, fallecido recientemente, abrió fuera de las fronteras suecas tuvo lugar en 1963 en Oslo. Desde entonces, la expansión ha sido imparable alrededor de todo el globo, a excepción de África y Latinoamérica, donde no tiene presencia, a pesar de haber mostrado interés en el pasado por Brasil y Chile.

Según datos de Statista, Alemania es el país que mayores ingresos le reporta. Concretamente el 15% de la facturación. Le sigue EE UU (14%) con un escaso margen de diferencia, mientras que Francia (8%), Reino Unido (6%) y China (6%), completan esta lista.

A pesar de que España no está entre los primeros puestos por volumen de facturación, se trata de uno de los mercados que mayor potencial de crecimiento presenta para la compañía. Su apuesta por este país se remonta a finales de la década de los 70, cuando aterrizó con la apertura de su primera tienda en el municipio canario de Telde. Sin embargo, no fue hasta 1996 cuando realizó el salto a la península y lo hizo en Badalona (Cataluña), para continuar su desarrollo por Alcorcón (Madrid), Málaga, Sevilla, Valladolid o Zaragoza, entre otros.

La Comunidad de Madrid y Barcelona con tres tiendas en cada una, son las áreas geográficas donde más presente está. Destacan también los dos centros de distribución ubicados en Valls (Tarragona). Desde allí suministran productos a las tiendas de Ikea ubicadas en el suroeste de Europa. Más de dos décadas después, el gigante sueco dispone de 16 tiendas repartidas por toda la península que solo durante su último ejercicio fiscal se tradujeron en un volumen de negocio cercano a los 1.500 millones. Tal y como aseguró Kamprad en una ocasión, la palabra imposible ha sido borrada del idioma Ikea.

Fuente: Dirigentes Digital

Ver en este blog, varias entradas sobre IKEA. También: “Austeridad, la clave de Ingar Kamprad“y “Entrevista con Laura Durán, directora de Marketing de IKEA

Como ilustración a la noticia, te dejo el vídeo de Euge Oller sobre el caso de IKEA:

En su comentario, Sergio nos sugiere y comenta el siguiente anuncio:

En su excelente comentario, Marina nos sugiere dos anuncios. Uno relativo a los precios y otro con un mensaje emcional titulado “La otra carta” de 2014, ya comentado en este blog. En su momento este último anuncio se convirtió en un viral. Actualmente, ha sido visto por casi 6 millones de veces.

Te aconsejo ver el análisis de esta campaña. Es muy completo y se pueden apreciar otras acciones de Marketing.

6 comentarios sobre “El imperio Ikea

  • el 13 febrero, 2018 a las 6:48 pm
    Permalink

    https://www.youtube.com/user/IKEAESIberica

    Uno de los últimos vídeos de Ikea España que hemos podido ver en televisión, “Desmontando el salón de Ikea que te has montado en la cabeza”.

    Lo que puede ser un inconveniente para muchos consumidores a la hora de comprar en Ikea, es decir, el montar los muebles, la propia organización le da un giro vertiginoso y lo convierte en un acertado spot en busca de la llave allen, pero ¿todo hay que montarlo en Ikea?

    Sensacional, la forma de transmitir y el engagement que tiene Ikea con el público.

    Respuesta
  • el 18 febrero, 2018 a las 6:54 pm
    Permalink

    El marketing en IKEA

    ¿Cómo es el marketing en IKEA?
    A diferencia de otras empresas que venden lo que producen, IKEA produce lo que el cliente demanda, es decir, utiliza como punto de partida las necesidades de los clientes. Ikea no vende muebles, vende experiencia en familia.
    Con respecto a las acciones de marketing en IKEA, la compañía sigue con la misma estrategia de hace años, y le funciona igual de bien.
    Como los anuncios publicitarios en televisión que juegan con nuestras emociones, y acciones de marketing de guerrilla.
    https://www.youtube.com/watch?v=5egLxg_7mg0#action=share

    Trucos del marketing en IKEA:
    1- El recorrido:
    Es la estrategia de marketing que más me fascina y llama la atención. Ir a ikea supone recorrer aproximadamente un kilómetro si una vez que entras quieres salir de aquel laberinto.
    No podemos ir directos al objetivo. Nos obliga a recorrer toda la tienda y pasar por todos los departamentos para llegar al objetivo, y pagar luego en caja. Es fácil seguir las flechas del suelo que nos señalan el camino, las cuales están iluminadas desde arriba, para evitar el desgaste y que no te pierdas en ningún momento.
    Su objetivo con este recorrido es obligarte a pasar por todo el escaparate de habitaciones decoradas, fijarte en productos que no necesitas y hacer que estos atraigan tu atención.
    Una vez que entras en la tienda, no puedes salir. La entrada no tiene salida.

    2- Ofertas y precios bajos:
    Ikea no quiere que relacionemos precios bajos con mala calidad, ni precios altos con buena calidad, por ello, lanzo en televisión un anuncio que nos demuestra cómo asociamos la calidad del producto en función del precio que vemos.
    https://www.youtube.com/watch?v=iq7bbwNG5Lo#action=share

    3- Bolsas:
    Para guardar los productos que vas adquiriendo y tener siempre las manos libres. Estas están posicionadas en la entrada del establecimiento, y a la vez repetidamente por todo el recorrido, por si olvidaste cogerla o por si necesitas más de una.
    Lo mismo con los lápices, libretas, catálogo y metros, que lo puedes encontrar por todo el camino.

    4- Restaurante:
    Dentro de la tienda, a mitad del recorrido está el restaurante, donde puedes descansar para comer y despejarte, con la finalidad de seguir comprando activamente en el resto del establecimiento.
    Antes de llegar al restaurante hay avisos e indicaciones de ofertas del restaurante. Ejemplo: 2 minutos para llegar el restaurante. Siendo a la vez, otra fuente de ingresos, y ayuda a las familias a debatir en la elección de lo visto anteriormente.
    Venden comida sueca que puedes encontrar luego en las tiendas de aperitivos Bristo frente a las cajas.
    5- Ahorro de costes:
    Ikea ahorra en montaje, personal, y almacenamiento.
    Ya que tú mismo te buscas el producto del almacén, te lo llevas a casa y lo montas.
    Los paquetes ahorran mucho espacio y aire a la hora de transportarlos de fabrica a la tienda.
    Ikea tiene un servicio de transporte por si sus clientes lo necesitan. Este es un servicio subcontratado, por el cual debes pagar aparte si lo necesitas.

    Respuesta
    • el 18 febrero, 2018 a las 7:35 pm
      Permalink

      Muchas gracias Marina por tu excelente análisis. Al final de la entrada, he puesto los dos vídeos que sugerías. Así lo pueden ver los lectores con más facilidad.

      Respuesta
  • el 19 febrero, 2018 a las 11:29 am
    Permalink

    Me parece muy interesante como ha enfocado IKEA el anuncio sobre los precios (https://youtu.be/iq7bbwNG5Lo) que se muestra en esta entrada.
    No solo por la manera original en la que hace que el cliente preste atención,en este caso a un colchón el cual había sido ignorado anteriormente, si no también porque a su vez, saca a la luz como bien dice los prejuicios que tenemos. En este anuncio en concreto muestra que asociamos de antemano un precio elevado con una comodidad y calidad alta. Para nuestro asombro, nos demuestra que también podemos encontrar un precio moderado y tener alta calidad aunque no lo creamos.

    Esta forma de marketing, de satisfacer las necesidades llamando la atención del cliente considero muy acertada y con resultados sorprendentes.
    A pesar de haberse convertido una gran empresa, IKEA no deja de buscar nuevas formas de satisfacer nuestros deseos de la mejor forma posible, y eso, es de agradecer (a pesar de que para ello tengamos que recorrernos la tienda entera, además ¡Nunca sabes que puedes necesitar!)

    Respuesta
  • el 22 febrero, 2018 a las 7:14 pm
    Permalink

    Como ya comenté en clase, unas de las principales ventajas que tiene Ikea es la reducción del coste de transporte y de almacén.
    Los costes de transportes son bajos ya que antes (venía la pieza entera) y en otros sectores (en los que no se puede desmontar las piezas, como un coche), el producto viene como una pieza entera, ocupando más volumen y provocando que para la misma cantidad de producto se necesiten más viajes. Gracias a la aplicación del sistema de desmontado los camiones, aviones, barcos… Pueden llevar más productos en cada trayecto.
    Lo mismo pasa con los costes de almacén, por ejemplo: Una mesa desmontada ocupa menos espacio y se pueden almacenar más mesas que si estuvieran montadas. Al estar en cajas y ocupar poco espacio se puede almacenar gran cantidad de mesas que, de lo contrario, ocuparían mucho espacio, elevando el coste de almacén. Si esta aplicación la llevamos a todos los productos, la reducción del espacio es muy significativa. De esta manera se reduce uno de los costes por lo general más altos. Este sistema no sería viable si el montado de los muebles no fuese “fácil” ya que cada cliente se lleva el producto desmontado a casa donde debe montarlo.
    De esta manera logra así reducir los precios y convertirse en una de las empresas líderes del sector.

    Respuesta
  • el 23 febrero, 2018 a las 1:08 pm
    Permalink

    IKEA se ha expandido casi por todo el mundo y menciono “casi” ya que en México no posee una tienda física sin embargo ha optado por una estrategia e-commerce, la cual ha resultado beneficiosa al penetrar en territorio latinoamericano, aunque seria una mejor experiencia una tienda física tipo laberinto como la que muchos países disfrutan, ya que a veces los consumidores optan por ver o sentir los objetos físicamente.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.