Faltan directivos con perfil internacional

Según un estudio realizado por la consultora de Recursos Humanos PeopleMatters y el proveedor internacional de servicios de inmigración corporativa y relocation EMS – Employee Mobility Solutions, las empresas españolas con negocio en países extranjeros se quejan de la escasez de directivos con perfil internacional adecuado, y reconocen que la falta de adaptación cultural al país de destino es la principal causa de fracaso de los movimientos de expatriación, según ha informado la Universidad Pontificia de Comillas.
Pese a estas circunstancias, el estudio, denominado ‘Gestión internacional del capital humano en las empresas españolas’ y presentado en Comillas, pone de relieve que tan solo un 24% de las empresas encuestadas ha diseñado una carrera internacional adecuada, y solo un 9% valora la experiencia internacional previa de los candidatos que seleccionan para estos puestos.
Por otro lado, la política de Recursos Humanos de las empresas sigue centrada en la confianza personal en el candidato y en los incentivos clásicos, a pesar de que se está iniciando una nueva etapa de desarrollo empresarial en la que la apertura a nuevos mercados es clave.

5 thoughts on “Faltan directivos con perfil internacional”

  1. No comparto para nada este artículo. Estoy totalmente segura que hay directivos desempleados con talento y con experiencia internacional, pero bien es cierto que son más caros y la mayoría de las empresas actualmente tiene otras preferencias. (A veces en mi opinión equivocadas, ,al fin y al cabo el capital humano es el que hará que el resto de la compañía funcione, es necesario un equipo humano de calidad, y creo que en ocasiones se olvida)

    Por otro lado, la juventud aunque carecemos de experiencia ya vivimos con otras ideas y distinta forma de vivir, en un entorno extremadamente cambiante al que debemos adaptarnos, una vida acelerada y sobre todo la visión internacional y la predisposición a trabajar en el extranjero.

    En definitiva, yo opino que hay recursos suficientes; y si las empresas no encuentran exactamente el perfil que necesitan, creo que con unas pautas, transmitir bien el objetivo y si es necesario algo de formación, esas quejas y fracasos se convertirían en éxitos y satisfacción.

    Carol.

  2. En un mundo globalizado como en el que vivimos, el negocio internacional esta a la orden del día por eso pienso que las empresas si quieren tener éxito de verdad, deberían formar un poco mas a sus trabajadores si lo que quieren es abrirse al comercio internacional.
    No basta con buscar gente que tenga un buen nivel, en lo que los negocios se refiere, sino en buscar gente que realmente quiera aprender y desarrollarse profesionalmente en otros mercados. Por desgracia, muchas empresas solo busca gente que sean buenas con las cuentas, con el trato a los clientes y no le dan verdadera importancia a los idiomas, pero creo que esto viene desde la educación, ya que, nuestra carrera aunque tenga el nombre de negocios internacionales no tenemos ni una asignatura en otro idioma y no aprendemos el lenguaje empresarial en inglés, francés o alemán a no ser que lo hagas tu por tu cuenta, por eso pienso que en ocasiones que no haya directivos internacionales no es culpa de las personas que no se integran en el país o a la cultura, sino, que es culpa de los conocimientos del idioma previos.

  3. El hecho de que en España no salgan directivos con vocación internacional es un problema con muchas partes: la cultura, las empresas y también las propias personas. Muchas veces hemos oido la frase de que como en España no se vive en ningun sitio, desde mi punto de vista, es totalmente cierto. El hecho de que la empresas, tal y como afirma el articulo, no diseñen una carrera internacional adecuada tambien es un problema, y mucho más si como dicen solo el 9% valoran la experiencia internacional. El hecho de vivir un tiempo en el extranjero aporta una experiencia muy valiosa de la que puedes extraer mucho si eres capaz de aprovecharla bien. El tema de las personas es igual. Para estar en el extranjero, normalmente tienes que aprender un idioma. El inglés creo que lo manejamos todos mas o menos pero el problema viene cuando tenemos que hablar en publico. No nos gusta y lo preferimos evitar (yo el primero).

  4. Creo que más que un problema de educación se trata de un problema de cultura. Comparto la opinión de mis compañeros en cuanto a que muchas veces la propia educación, sobre todo en el pasado, las Universidades y las exigencias no se aplicaban sobre el hecho de que tuvieras que tener una preparación exterior ni experiencia o hablar idiomas, pero creo que a lo largo de los años se ha convertido en un problema de cultura. Incluso hoy en día, muchos de los estudiantes que aspiran a convertirse en directivos preferirían que eso ocurriese en sus países, incluso en sus ciudades y que el desplazamiento entre su casa y su puesto de trabajo sea mínimo, y eso incita a que la preparación tampoco sea tan exigente. Creo que lo que hace falta es que tanto los actuales como los futuros directivos comprendan de una vez que en un mundo globalizado uno mismo no puede ponerse sus propios límites cuando el mundo se los está abriendo y en realidad deberíamos comenzar a ser conscientes de que si lo que queremos es un futuro brillante como directivos, nos es imposible mantenernos a un nivel nacional.

  5. A diferencia de mi compañera Carolina, yo si comparto la opinión con este blog.
    Creo que en nuestro país aún no se concibe del todo la idea de necesidad internacional. Siempre hemos sido un país bastante auto-suficiente y autóctono y no destacamos por nuestras experiencias en negocios internacionales.
    Lo veo en casa en el negocio familiar y lo veo fuera.
    En mi opinión los empresarios españoles aun no están concienciados de la importancia de la internacionalización o por lo menos de las relaciones con el exterior como posible vía de salida para la situación en la que nos encontramos.
    Esta decisión no depende de la política ni de ninguna fuerza estatal, esto debe estar en nosotros y prever estas posibles soluciones para nuestros negocios.

    También creo que esta idea ira penetrándose poco a poco en nuestra sociedad y que la situación actual irá alejándose conforme se desarrollen nuestras ideas internacionales.
    Nosotros los universitarios, especialmente los estudiantes de economía somos los encargados de desarrollar estas ideas y de intentar difundirlas al máximo pues somos la rama científica que trabaja cada día con documentos estadísticos e informes internacionales que informan de la necesidad de internacionalización.
    Apostemos por el cambio.
    María de Tomás Gómez. Alumna de ENI en la Universidad de Alcalá. MK Internacional

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.