Javier, el limpiabotas de Málaga

Delineante industrial, diseñador gráfico, experto en posicionamiento de páginas webs y en redes sociales…pero ante todo, un hombre feliz que se gana la vida como uno de los pocos limpiabotas tradicionales que quedan en España. Su nombre es Javier Castaño. Asturiano y residente en Málaga, es un rincón de la terraza del conocido Café Central de la ciudad costasoleña su lugar de trabajo. Allí, Javier ejerce a la perfección un oficio que todavía sigue siendo valorado por sus clientes y turistas curiosos que se asoman a fotografiar un proceso de limpieza minucioso.

El limpiabotas más famoso del mundo fue además el creador de las cuentas de Twitter de Japón, Canadá o Río de Janeiro. Emprendedor y trabajador incansable, desprende sencillez y sabiduría por doquier. El aura del artesano tradicional se sustenta en el tiempo con más energía que nunca en pleno siglo XXI a través del protagonista de este documental. Javier Castaño, el limpiabotas. El Documental ha sido realizado en el grado de Comunicación Audiovisual de la Universidad de Málaga.

 

Calidad de servicio

He tenido la ocasión de experimentar el servicio de Javier. Como es lógico, como en cualquier servicio, se tienen unas expectativas que si se igualan o superan proporcionan satisfación del cliente. Lo importante, además del resultado tangible, son los intangibles: el trato amable, la sonrisa franca, saber escuchar, adaptarse con flexibilidad a cada cliente, etc. Es el espíritu de servicio que facilita la satisfacción del cliente.

La calidad de servicio, depende de la calidad de las personas, de su profesionalidad, del amor por el trabajo bien hecho, del cuidado de los detalles, etc. Todo esto, se puede apreciar y percibir en el servicio que con sencillez y elegancia presta Javier, el limpiabotas de Málaga.

Puedes leer una entrevista a Javier, titulada “El limpiabotas más singular del mundo”. Su página web, es interesante. Se hace eco de las referencias en medios de comunicación nacionales e internacionales de la actividad de Javier.

inicio1-860x1024

 Ver el reportaje en El Pais sobre Javier

Actualización: La última vez que estuve en Málaga, no encontré a Javier. Al parecer, la policia municipal le advirtió que estaba ocupando un lugar, que no puede considerarse como un servicio del Café Central.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.