Situación actual del comercio electrónico

El comercio electrónico comienza a despertar en España aunque, todavía la tienda física sigue siendo el canal de compra preferido por los consumidores. Esta es una de las principales conclusiones del informe Total Retail 2017, elaborado por PwC a partir de entrevistas con 24.471 consumidores de todo el mundo, más de 1.000 españoles.

Si el informe del año pasado reflejaba la falta de madurez de las compras online en nuestro país, ahora la situación está cambiando paulatinamente. Aumenta del 19% al 27% el porcentaje de los consumidores que ya compran online, al menos, una vez a la semana; y del 48% al 58%, los que lo hacen, al menos, una vez al mes.

La tienda física sigue siendo  el canal preferido por los consumidores españoles a la hora de hacer sus compras pero lentamente va perdiendo peso. Caen más de veinte puntos- del 66% al 45% respecto al año pasado-, los españoles que acuden a ella, al menos, una vez a la semana. El mayor conocimiento del producto o de la gama de productos, la posibilidad de saber la disponibilidad de un artículo en otros establecimientos asociados, la existencia de ofertas personalizadas y un ambiente atractivo son, por este orden, la motivaciones que llevan a los consumidores a seguir acudiendo como opción mayoritaria a las tiendas tradicionales.

En el entorno online, el ordenador sigue siendo el medio de compra preferido en nuestro país por delante del móvil y de la tableta. El 51% de los consumidores españoles compran a través del PC, al menos, una vez al mes, nueve puntos más que en el estudio anterior. Todavía existe un 46% y un 43% de los consumidores españoles que no utilizan nunca ni la tableta ni el ‘smartphone’, respectivamente. En el caso del teléfono móvil, aunque su uso como herramienta de compra en nuestro país es todavía muy reducido, crecen en relación al año pasado los que lo utilizan para hacer sus compras, al menos, un vez a la semana –del 7% al 14%- y también los que lo hacen, al menos, una vez al mes –del 18% al 30%-. Una tendencia que, si hacemos caso de los patrones de consumo de los países similares al nuestro, debería ir creciendo en los próximos años.

Los consumidores españoles señalan tres grandes obstáculos a los que se enfrentan a la hora de comprar con su teléfono móvil: las pantallas de los ‘smartphones’ son todavía muy pequeñas; las páginas webs adaptadas para móviles siguen sin ser fáciles de utilizar y, además, no son seguras o, al menos, los consumidores lo perciben así.

Los libros, música, películas y videojuegos siguen siendo -según el 62%- los productos favoritos para adquirir online; seguidos de los artículos de electrónica y ordenadores –para el 44%-, y los de moda (ropa y calzado) -el 40%-. Por el contrario, los productos de alimentación, las joyas y relojes,  y los muebles son, por ese orden, los que los españoles estamos menos dispuestos a comprar por Internet.

Del documento se desprende que para una mayoría de los consumidores españoles – el 53%- el precio es el principal argumento cuando van a comprar a su tienda favorita  –ya sea online o física-, seguida de la confianza en la marca –el 34%-; de la política de devoluciones -33%- y de que tenga en ‘stock’ los productos que se compran–para el 32%-.

Acceder al resumen ejecutivo del informe

Fuente: MarketingNews

6 comentarios sobre “Situación actual del comercio electrónico

  • el 20 abril, 2017 a las 7:39 pm
    Permalink

    Bien es verdad que la compra por internet facilita mucho el trabajo y ahorra tiempo a aquellas personas que son básicamente cómodas y no les gusta la ropa (la compran por necesidad más que por gusto), o que simplemente están tan ocupadas en sus trabajos o vida personal que no pueden asistir al centro comercial más cercano.
    Aunque los beneficios de la compra online sean muchos, también creo que deberíamos considerar el valor ético y social. Con esto quiero referirme, por ejemplo, al estudio realizado por la compañía RetailMeNot, el cual nos informa que durante este año cada español invertirá unos 660€ en las compras online, si los tiene, claro. Resulta asombroso el deterioro de las relaciones sociales a causa de las aplicaciones móviles como WhatsApp, pero más indignante será cuando veamos a la gente comprar ropa a través de la red para no salir ni de casa.
    No deberíamos plantearnos preguntas como estas: ¿Dónde han quedado las tardes del sábado de consumo compulsivo? ¿Qué pasará con esos amigos, que todos conocemos, y que tienen por deporte adquirir, probar y devolver?.
    Con el tiempo ese sentimiento de ir a un centro comercial y ver a multitud de personas; muchos conocidos, otros no, pasará al olvido. No debemos olvidar la sensación de felicidad que a muchos crea ver las ropas en persona, probársela y comprarla físicamente. Tampoco debemos de dejar de asistir a la tienda física solo por comodidad, en caso de hacerlo que sea por necesidad.

    Respuesta
  • el 21 abril, 2017 a las 8:32 am
    Permalink

    La tienda física, aunque se pueda pensar que esté perdiendo poder, nunca desaparecerá, esto es tan simple porque el “irse de compras” es una forma de ocio aceptado por muchas personas. Los grandes centros comerciales, las calles más transitadas en los barrios más reconocidos de cada ciudad, todo esto da forma a una concepción social que permite ir a dar una vuelta con los amigos, a la vez que te terminas comprando algo.

    Mango, por ejemplo, sigue apostando por la tienda física (es más, si no me equivoco, creo hay un artículo sobre esto en el blog), las cuales las está intentando modernizar para adaptarlo a las preferencias de los consumidores; lo que no comentaba ese artículo (si no recuerdo mal), es que Mango está comprando locales de lujo en diferentes ciudades del mundo, apostando claramente por la tienda física, para alquilarlas a sus propias franquicias, o a cualquiera que esté interesado, esto es uno de los planes que se encuentra dentro de la nueva estrategia.

    Jaime Alfageme Garrido. Fundamentos Marketing. 2o ade tarde

    Respuesta
  • el 21 abril, 2017 a las 2:18 pm
    Permalink

    Evidentemente el comercio electrónico cada vez tiene mas importancia, en España hemos tardado en aplicar este tipo de compra, debido a la desconfianza, de la calidad talla, forma de pago… pero cada vez mas va cogiendo importancia.

    Personalmente al principio desconfiaba de la compra on-line pero últimamente compro y cada vez mas por las ventajas de tiempo y ofertas que me realizan.

    Respuesta
  • el 24 abril, 2017 a las 9:03 am
    Permalink

    La compra online según pasen los años aumentará de tal forma que las tiendas físicas desaparecerán por completo. Solo hay que ver el ritmo al que crecen las compras vía Internet, debido probablemente a una mayor comodidad que esto conlleva.
    Estas compras online como señala el artículo,son llevadas a cabo por los consumidores mediante un ordenador. De acuerdo con lo dicho, los consumidores realizan pocas compras con sus móviles o la tablet, probablemente debido a su tamaño o que las pg web no están adecuadas a estos dispositivos y dificultan la compra.
    Pero en mi opinión los consumidores prefieren el uso del ordenador por la seguridad que les transmiten. En experiencia propia, cierto es que el realizar una compra por ordenador da más seguridad que realizarla desde el móvil. Es por ello por lo que para cualquier compra online el consumidor prefiere usar este método.
    Seguirán pasando los años,la tecnología seguirá creciendo y en un futuro no muy lejano los consumidores compraran casi todo mediante Internet y no habrá tanta diferencia entre hacerlo por ordenador u otro dispositivo.
    En la época actual no sorprende ver que las compras online crezcan tanto,es más,viendo los porcentajes que el artículo nos aporta,solo es cuestión de tiempo que las tiendas físicas lleguen a desaparecer.

    Respuesta
    • el 24 abril, 2017 a las 10:12 am
      Permalink

      Hola Rubén: Gracias por los comentarios. De todas formas, tienes que pensarlos más y cuidar la redacción. Por ejemplo, no tiene sentido decir que las tiendas físicas desparecerán. Basta ver ejemplos actuales.Es el caso de Amazon, que ha puesto tiendas físicas como librerias. De esta forma puede llegar a mercado que no utilizan Internet o de personas que prefieren consultar los libros antes de comprarlos. Haz una búsqueda en este blog y verás otros ejemplos. Ver la noticia de que Amazon abrirá una cadena de supermercados.

      Respuesta
  • el 25 abril, 2017 a las 10:35 am
    Permalink

    Debido a la informatización de la sociedad en general, todos los comercios han de adaptarse a los continuos cambios que están sucediendo día a día, por lo que los tiendas y las compras varían cada año, en la actualidad, la mayoría de las tiendas tienen una plataforma online en la que comprar sus productos, pero aún falta una mejora generalizada en este apartado, debido a que es muy escasa la oferta que tienen.
    Por culpa del poco tiempo que tenemos los consumidores, las compras por internet son imprescindibles para ahorrar en tiempo, pero no todos los productos son fiables de comprarlos por internet.
    Por ejemplo; los consumidores adquieren productos de ocio principalmente, como pueda ser una película, un regalo o incluso un smartphone, pero para temas más delicados como pueda ser la alimentación o las prendas de vestir no está lo suficientemente desarrollado el sistema para ver que producto exactamente estamos comprando, por lo que nos decantamos por la tienda física en estos productos.
    Creo que es una gran herramienta para el futuro, la cual nos ahorrara mucho tiempo y libertad de horarios, ya que puede ser las 2 de la mañana que nosotros podremos adquirir nuestro artículo deseado, pero hay que esperar para que se mejoren las prestaciones.
    Ismael García Sánchez (Ade Tarde)

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.