Por una publicidad no sexista

El Día Internacional de la Mujer Trabajadora, también llamado Día Internacional de la Mujer desde la decisión de la ONU de institucionalizarlo en 1975, conmemora la lucha de la mujer por su participación, en pie de igualdad con el hombre, en la sociedad y en su desarrollo íntegro como persona. Se celebra el 8 de marzo.

El video de la ONU para el aniversario de este año es el siguiente :

Con motivo de ese aniversario, algunas web han seleccionado algunas campañas de publicidad no sexista. Un tema por el que están sensibilizadas muchas personas e instituciones. Por ejemplo, el “Observatorio andaluz de la publicidad no sexista” incluye en su web un decálogo y un código de buenas y malas prácticas sobre la publicidad no sexista.

La importancia de la publicidad es evidente. No solo es un instrumento comunicación de Marketing, para diseñar estrategias para satisfacer necesidades y deseos de los consumidores. También, como hemos comentado con frecuencia en este blog, trasmite directa o indirectamente valores y estilos de vida.

Efectivamente la publicidad vende valores, transmite ideas y modelos, además de influenciar el consumo, las modas y los comportamientos, entonces ya no se habla sólo de una simple herramienta de la estrategia empresarial, sino que se trata de algo más. Es un fenómeno social y público: social porque sus efectos tienen impacto e influencia en nuestra sociedad, público porque todos, para bien o para mal, estamos involucrados. Por lo tanto, la publicidad se convierte no sólo en una herramienta de ventas, o una leva del marketing mix para aumentar las ventas y los ingresos de una empresa, sino en un agente social, un factor clave de nuestra sociedad con un gran impacto en el ámbito educativo, moral y sociológico.

Con respecto al rol de la mujer en publicidad, desde los comienzos de la  televisión en los años 60, la mujer siempre ha estado considerada como un simple estereotipo, es decir, como una “mujer objeto”. Pero, a día de hoy, cada vez es más común ver la imagen de la mujer más desarrollada a nivel social, con mayor similitud al rol que tiene el hombre.

Las marcas han empezado a darse cuenta de lo que supone reflejar los nuevos valores que muestran un cambio en la mentalidad de la sociedad con respecto a la igualdad a través de la publicidad. Esto supone un paso adelante, y que poco a poco se va creando un camino a la igualdad entre hombres y mujeres.

Ejemplos de publicidad no sexista

Para ver más ejemplos, puede consultarse marketingdirecto.com y anagrama (Comunicación & Marketing)

Ver también en este blog: “Reconocer y Promover el talento femenino“.

Otras opiniones en: “Hombre y mujer: diferencias reales y esteorotipos

Agradezco a Raquel Palacios y a Marta Gutíèrrez, su colaboración en la redacción de esta entrada.

 

7 comentarios sobre “Por una publicidad no sexista

  • el 21 marzo, 2017 a las 8:36 am
    Permalink

    Antes que nada, agradezco esta entrada en el blog, la cual considero tan importante como interesante.

    Cierto es que la evolución de los anuncios desde hace unos años hasta ahora ha sufrido un progreso muy significativo en cuanto al papel de la mujer. Aunque todavía queda mucho por recorrer, ya que no es nada extraño encontrarse cada día en la televisión publicidad de productos de limpieza donde la protagonista es una mujer; y su contrapartida, anuncios de coches y videojuegos protagonizados por hombres.

    Además de los estereotipos tanto masculinos como femeninos que se muestran en anuncios de perfume, por ejemplo, hombres y mujeres alejados de la realidad.

    Poco a poco creo que conseguiremos llegar a una publicidad no sexista, igual que a tantas otras cosas (como los derechos laborales) por los que las mujeres luchamos día a día.

    Gran entrada. GRACIAS.

    Alumna de ADE tarde

    Respuesta
  • el 21 marzo, 2017 a las 10:07 pm
    Permalink

    Esta entrada me parece muy correcta ya que hoy en día sigue habiendo anuncios que reflejan sólo a la mujer realizando determinadas tareas mientras que a los hombres se les enfoca de otro modo.
    Considero que se deben hacer más anuncios no sexistas, como los ejemplos de la publicidad no sexista observados en el blog, porque ayudan a dar una visión de igualdad tanto de mujeres como de hombres.
    En mi opinión, esto ayudaría a la sociedad ya que al tener una visión de igualdad y respeto hacia la mujer, no sucederían muchos de los acontecimientos que podemos ver en las noticias casi todos los días.
    A continuación, voy a dejar un enlace donde se puede observar la visión de las mujeres en la publicidad:

    Respuesta
  • el 23 marzo, 2017 a las 7:13 pm
    Permalink

    Es cierto que la publicidad sexista se ha ido reduciendo, pero eso no es suficiente, no podemos permitir que se siga tratando a las mujeres como objetos en los anuncios, porque como muy bien dices, la publicidad es algo más haya que los simples anuncios. La publicidad, en cierta parte, puede llegar a ser hasta un fenómeno educativo, porque los niños ven mucha televisión y en cierto sentido, les ayuda a tener unos valores más éticos y menos sexistas. Por esto mismo, apoyo totalmente que exista una plataforma como el “Observatorio andaluz de la publicidad no sexista” y estoy totalmente de acuerdo con lo que dice en su web.
    Y ya para terminar, viviendo en la sociedad machista en la que vivimos, estos anuncios no ayudan a conseguir liberar a la mujer y que tenga los mismos derechos y oportunidades reales que los hombres.
    Coincido con mis compañeras, me parece una gran entrada.

    Respuesta
  • el 23 marzo, 2017 a las 8:01 pm
    Permalink

    En mi opinión, es denigrante que a cualquier persona se le pueda pasar por la idea que una mujer solo sirva como objeto en televisión, hay que erradicar esta lacra y se comienza con pequeños pasos como estos.
    Las mujeres eran expuestas como si fueran un objeto para obtener el reclamo de los hombres, algo que hay que evitar a toda costa, creo que esta práctica ha disminuido mucho, pero hay que reclamar la erradicación puesto que todos, tanto hombres como mujeres tenemos los mismo derechos y debemos tener las mismas oportunidades de aparecer en un anuncio publicitario o en la televisión.
    Siempre se busca el reclamo de la mujer guapa y arreglada, un estereotipo que poco a poco se va eliminando, pero aún muy erradicada en las sociedades más clasistas.
    Da igual el tipo de anuncio que sea, todos los anuncios los pueden realizar tanto hombres como mujeres.
    Actualmente existe el famoso “impuesto rosa” por el que las mujeres pueden llegar a pagar hasta un 25% más que los hombres por el mismo producto o muy similar, algo totalmente denigrante y a continuación os dejo un artículo en el que exponen dicho impuesto.
    Todavía queda un largo camino que recorrer para consumar la igualdad que se exige.
    http://www.clarin.com/sociedad/impuesto-rosa-comprar-pagan_0_EyU-07NTx.html
    Ismael García, Ade Tarde

    Respuesta
  • el 24 marzo, 2017 a las 5:48 pm
    Permalink

    Para empezar, en vez de “Por una publicidad no sexista”, creo que la entrada debería llamarse: “Por una publicidad no machista”, principalmente porque pienso que la mayoría, incluso me atrevería a decir que el 99%, de la publicidad que discrimina por razón de sexo es publicidad machista.

    Me parece muy triste que, con la cantidad de información, ideas, medios, tecnología y capacidad intelectual que existe hoy en día, en muchas ocasiones se recurra al sexismo, principalmente al machismo, para hacer anuncios y publicidad.

    Lo peor no es esto, sino que como dice en la entrada de este blog “la publicidad vende valores, transmite ideas y modelos, además de influenciar las modas y los comportamientos. Es un fenómeno social porque sus efectos tienen impacto e influencia en nuestra sociedad”. Por lo tanto, la publicidad machista transmite valores e ideas que se propagan por todo el mundo y sus efectos tiene impacto e influencia en la sociedad por lo que este tipo de anuncios fomenta el machismo, animando e incitando de esta manera a algunas personas a practicar y propagar este tipo de comportamiento.

    Clarísimamente vivimos en una sociedad donde, por desgracia, aún hay desigualdad, y como podemos apreciar diariamente esta desigualdad se manifiesta en muchos aspectos y acciones de la vida cotidiana, entre las que se encuentra el sexismo en la publicidad.

    Estoy de acuerdo con lo que se dice en esta entrada respecto a que hoy en día, la mujer tiene mayor similitud al rol que tiene el hombre, pero todavía faltan por cambiar muchísimos aspectos para llegar a alcanzar la igualdad entre mujeres y hombres. En el siguiente enlace hay una comparación de anuncios sexistas de los años 50 y 60 con anuncios sexistas de la actualidad, en el que se puede observar que no ha habido mucho progreso social en este sentido: https://www.marketingdirecto.com/marketing-general/publicidad/13-anuncios-modernos-que-son-incluso-mas-machistas-que-sus-gemelos-de-la-era-de-mad-men

    Pienso que la publicidad debería estar más y mejor regulada de manera que tuviera que cumplir ciertos requisitos para que pueda ser emitida o difundida, y uno de los requisitos que tendría y debería cumplir es que no sea publicidad sexista o directamente que no sea publicidad discriminatoria. Y en caso de que se emitiera este tipo de publicidad, la empresa responsable debería pagar una multa y retirar el anuncio de inmediato.

    A continuación, dejaré unos cuantos enlaces en los que se habla de publicidad sexista, en los que se puede apreciar que en la actualidad todavía existe mucho atraso social y que queda mucho por conseguir hasta llegar a la erradicación del machismo:

    http://www.theidealist.es/10-ejemplos-de-publicidad-sexista-que-no-te-dejaran-indiferente/

    http://cadenaser.com/ser/2017/02/02/gastro/1486061797_056996.html?int=lomasvistoSER

    http://www.elconfidencial.com/alma-corazon-vida/2014-08-10/burger-king-me-violo-la-cara_173304/

    http://www.elmundo.es/sociedad/2016/03/11/56e29b87268e3e39688b4671.html

    Respuesta
  • el 28 marzo, 2017 a las 8:21 pm
    Permalink

    Nos guste o no, la publicidad es algo muy presente en nuestras vidas, por ello es necesario que se use de manera responsable.
    Si comparamos la publicidad de hoy en día con la publicidad vivida hace 60, 50, 40 años en España, podemos ver un gran cambio producido en este sector. Donde se recreaba la típica escena de el hombre que llegaba de trabajar y la mujer estaba haciendo la comida para anunciar cualquier producto dirigido a la mujer, porque claramente tenía que ser ella la que cocinaba. O anuncios de venta de bonos del Estado dirigidos sólo a hombres, mujeres anunciando productos de limpieza, etc.
    La publicidad buscaba atraer a un género específico dando por hecho que sólo ese género va a hacer uso de él.
    Hoy en día no abundan tanto anuncios como estos pero no se puede decir que no existan. Seguimos viendo muñecas anunciadas por niñas dirigidas hacia niñas y seguimos viendo productos más “masculinos” anunciados por niños hacia niños. Y estos me parecen los más graves ya que la publicidad causa una gran influencia en todos, incluidos los niños que todavía no tienen formados tantos estereotipos como personas con mayor edad.
    Creo que si los niños crecieran viendo anuncios donde niños juegan con muñecas con las niñas y niñas juegan a los coches o motos con niños, a lo mejor ellos mismos empezarían a pedir y a jugar con juguetes que simplemente les gusten y les diviertan sin tener que decir eso es de niñas o eso de niños.
    Ya no solo es discriminatorio, ¿por qué una mujer no puede comprar un bono del Estado? ¿por qué un hombre no puede comprar aceite para cocinar? ¿por qué un niño no puede jugar con juguetes “femeninos”? ¿por qué una niña no puede jugar con juguetes “masculinos”? si lo hicieran, si creasen la publicidad para ambos géneros creo que acabarían incrementando sus ventas ya que están aumentando la posibilidad de clientes al doble.
    Es comprensible que no van a anunciar productos exclusivamente usados por mujeres dirigidos también hacia los hombres, por ejemplo, me parece incomprensible que intenten vender a un hombre compresas para su propio uso ya que no creo que les sea de gran utilidad.
    En conclusión, la publicidad ha dado un paso gigante respecto a la igualdad entre géneros pero es algo que no debe parar hasta no llegar a un publicidad totalmente igualitaria entre personas, responsable y respetuosa.

    Respuesta
  • el 24 abril, 2017 a las 12:00 am
    Permalink

    En la comparativa con los anuncios televisivos que han ido apareciendo a lo largo de la historia, empezando cuando el blanco y negro reinaba en las pantallas, nos encontramos con productos totalmente diferentes, los de ahora mucho más avanzados, más eficientes, más fáciles de usar, cada vez con más prestaciones y más personalizables, incluso hay productos que causaron furor en su momento y hoy solo queda su recuerdo, y muchos otros que antes no podíamos ni imaginar y ahora forman parte de nuestro día a día.
    Pero en esta línea temporal no sólo cambia el producto, también cambia el enfoque, el consumidor, la forma en que se comunica, incluso el formato y las plataformas.

    Hoy en día nuestra sociedad es muy diferente a entonces, empezando con que muchas mujeres han entrado a formar parte del mercado laboral, los adelantos en sanidad han prolongado nuestra esperanza de vida, la globalización ha difuminado las fronteras y han habido grandes movimientos migratorios generando diversidad cultural, hay más tolerancia en cuanto a la orientación sexual de los individuos, ha aumentado la conciencia con el medio ambiente y la naturaleza en general, entre otras muchas cosas.

    En conclusión, y sin entrar en una controversia absurda por decir si la publicidad sexista está bien o mal, queda claro que el desarrollo social experimentado en las últimas décadas se tiene que ver reflejado en el marketing y en este caso en la publicidad, porque de lo contrario se corre el riesgo de no ser capaces de conectar con el público y por tanto, de fracasar.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.