El proveedor de telefonía movil tailandés Dtac ha producido este spot
que muestra lo que un padre novato puede significar para su hijo recién
nacido. Porque… la tecnología no reemplaza al amor.

Un análisis de esta campaña realizado por Alfonso Méndiz, puedes leerlo en “El poder del amor”.