“Querida futura mamá” es un video que se emitió en las televisiones de todo el mundo en marzo del 2014 con motivo del Día Mundial del Síndrome Down. En respuesta a la carta de una madre asustada porque va a tener un niño con Síndrome Down, aparecen siete jóvenes en el mismo, dándole ánimos, haciéndola ver cuánto amor son capaces de dar y demostrando todo lo que pueden hacer en su vida con escasas limitaciones.

Las redes lo hicieron viral y ya cuenta con más de 8,4 millones de reproducciones en YouTube. Ha recibido varios premios, entre los que destacan Seis Leones del Festival de Creatividad de Cannes, en la misma Francia, incluso se ha utilizado para proporcionar a los universitarios información sobre la vida de las personas con Síndrome de Down.

En vista del número de visualizaciones del video, el Consejo Superior de lo Audiovisual de Francia (CSA) recibió varias quejas sobre que el mensaje era “susceptible de controversia” y “no se basaba en el interés general”.  «Querida futura mamá, no te asustes, tu niño podrá hacer muchas cosas. Podrá abrazarte, podrá correr hacia ti, podrá hablar y decirte todo lo que te quiere, podrá ir al colegio, podrá aprender a escribir…Tú niño podrá ser feliz como lo soy yo». Estos son los ‘terroríficos’ mensajes según el CSA.

La Fundación Jérôme Lejeune optó entonces por impugnar la decisión de la CSA ante el Consejo de Estado. Al ser rechazado su recurso, presentó una solicitud ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) en 2017, para que se condenara la discriminación y el ataque a la libertad de expresión de las personas con síndrome de Down. Ahora el Tribunal (TEDH) ha concluido que los demandantes no podían ser considerados «víctimas» según el artículo 34 del Convenio Europeo de Derechos Humanos. Es decir, no condena lo que se solicitaba

¿Por qué hay personas que se molestan al ver esas caras felices? Es posible, que eso pueda perturbar la conciencia de las mujeres que piensen abortar a niños con síndrome de Down. A esas madres les diría que no tengan miedo y que, como se manifiesta en el video, serán muy felices. También les recordaría unas palabras del Dr. Lejeune (1926-1994), pediatra y genetista, reconocido por haber descubierto la trisomía 21 (causa del síndrome de Down): “Las cosas hay que decirlas claramente: la calidad de una civilización se mide por el respeto que le profesa al más débil de sus miembros. No hay otro criterio para juzgarla”.

Este artículo se publicó en el Diario de Almería

Ver una información más amplia de la noticia en este blog