Hay mensajes que no deben ser vistos por todo el mundo. En el caso de los niños maltratados por sus padres es complicado que se alejen de sus agresores y encontrar una salida de esa situación. Para brindar ayuda a todos estos chicos se ha ideado un mupi que ofrece dos puntos de vista distintos dependiendo de la altura de quien lo ve.
Esto sí es segmentación. Brillante trabajo de Grey España para la Fundación Anar.
La Fundación ANAR gestiona en España el teléfono único europeo, 116 111, de atención a niños y adolescentes en situación de riesgo. En este teléfono, exclusivamente para menores de edad,pueden encontrar la ayuda necesaria de forma totalmente anónima y confidencial. Pero, ¿cómo hacerle llegar nuestro mensaje a una víctima de maltrato infantil, incluso cuando va acompañado de un adulto su agresor?

Conociendo
la altura media de adultos y menores de 10 años, desde Grey  han creado dos
mensajes diferentes
. Usando un lenticular conseguimos que el adulto vea un
mensaje de concienciación. Los niños, sin embargo, ven un mensaje en el que les
ofrecemos nuestra ayuda y les mostramos el número del teléfono. Un mensaje
sólo para niños