Las mujeres son más emprendedoras

media

Las mujeres son mayoría entre las personas que solicitan un microcrédito para abrir un nuevo negocio, al representar el 59% del total, frente al 41% correspondiente a los hombres. Además, estas microempresas creadas por mujeres generan una media de dos puestos de trabajo por proyecto.

Estos son algunos datos, extraídos de un estudio elaborado para MicroBank por el Instituto de Innovación Social de Esade en 2015, revelan la importancia del espíritu emprendedor entre el colectivo de mujeres y su propensión a convertirse en empresarias para dejar de trabajar por cuenta ajena o para salir de una situación de paro.

Mientras los hombres utilizan los microcréditos principalmente para ampliar o consolidar una empresa ya existente, las mujeres los usan para iniciar nuevos proyectos. En el 40% de los casos, las emprendedoras destinan el préstamo para financiar el 100% de la inversión necesaria para abrir la empresa, mientras que a otro 36% les ha permitido pagar más del 50% de los gastos realizados.

Si atendemos a la edad, el grupo más numeroso de empresarias, el 44%, está en la franja entre los 36 y los 49 años, una proporción muy similar a la detectada en el caso de los hombres (el 47%). Contrariamente, apenas se encuentran mujeres mayores de 65 años entre los usuarios de microcréditos, y las menores de 36 años representan prácticamente un tercio del total.

Autoempleo que genera más empleo

A pesar de que los negocios creados por mujeres con microcréditos son iniciativas de autoempleo en un porcentaje muy elevado, lo cierto es que están ganando peso los proyectos que dan un empleo a más personas, además del emprendedor. Así, el 48% de los negocios emplean sólo al beneficiario del préstamo y un 27% han hecho posible contratar a otra persona, cuando dos años atrás esta última cifra se situaba en el 18%.

De todas formas, dentro del conjunto de empresas financiadas con préstamos de pequeño importe, se registra una creación media de 2 puestos de trabajo (incluida la emprendedora), una ratio ligeramente más baja a la correspondiente a los hombres, que se sitúa en 2,4 empleos. La diferencia entre un género y otro radica en el tamaño de los negocios, según indica la escuela de negocios Esade.

Hacer frente al paro de larga duración

Existe una proporción mayor de hombres que trabajaban anteriormente como autónomos: un 51%, frente a un 33% de mujeres. Ellas, en cambio, trabajaban de forma más frecuente como asalariadas (un 30%, ante un 25% de hombres).

También es superior el porcentaje de mujeres que procede de una situación anterior de paro: un 35% frente a un 23%, evidenciando que, para muchas emprendedoras, iniciar su propio negocio se presenta, en mayor medida, como una salida profesional a una situación de paro de larga duración. De hecho, el 49% de las mujeres sin empleo que solicitan un microcrédito están inscritas en los registros oficiales de desempleo desde hace un año o más.

Respecto a los grandes retos pendientes de las mujeres emprendedoras, el estudio de Esade pone el acento en aumentar la diversificación y la capacidad de asunción de riesgos, además de incrementar su presencia en sectores de más valor añadido y con mayor capacidad de crecimiento en empleo, sin olvidar la asignatura pendiente de la internacionalización.

Fuente: Dirigentes Digital

Ver tambien el Manifiesto de #mamiconcilia

2 thoughts on “Las mujeres son más emprendedoras”

  1. Es muy destacable el aumento de las mujeres que se animan a abrir su propio negocios con nuevas ideas y cada vez son más las que logran el éxito. Es curioso ver como los porcentajes de las mujeres son mayores que los de los hombres pero esto es un claro reflejo de la actual situación que vive la mujer como trabajadora por cuenta ajena, sigue siendo objeto de críticas por querer ser madre o incluso despedida. Esta situación está cambiando pero tristemente sigue estando presente en nuestro mundo laboral.

  2. Pienso que una de las razones primordiales por las que las mujeres son más emprendedoras es porque en el mercado no consideran valiosas sus aptitudes profesionales, por eso tal vez optan por llevar a cabo su propio camino en la senda del emprendimiento. En el caso de España, el informe sobre la paridad de género en el entorno corporativo elaborado por el Instituto Peterson para la Economía Internacional y el Centro de Estudios EY muestra que solo el 14 % cuenta con mujeres en sus consejos de administración, el 13 % cuenta con mujeres en puestos ejecutivos y el 3 % tiene a una mujer ejerciendo de presidenta o consejera delegada.

    Deberíamos calificar los valores y las aptitudes profesionales de las PERSONAS, el sexo no debe ser nunca un condicionante. No por ser de un sexo en concreto vas a hacer las cosas mejor o vas a ser más o menos apto que el otro sexo. Ser emprendedor es un estilo de vida y esto es independiente al sexo.

    También quiero hacer referencia a este artículo publicado por El Mundo (http://www.elmundo.es/economia/2016/03/03/56d81d34e2704eb57f8b45c0.html) en el que se habla de que las empresas con más mujeres directivas son más rentables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.